Cuerpos sociales, cuerpos sacrificiales, Nueva España S. XVI-XVII

cuerpos-thumb
AUTORA DEL LIBRO : MARIALBA PASTOR LLANEZA

Cuerpos sociales, cuerpos sacrificiales, México, UNAM-Fondo de Cultura Económica, 2004.
Prólogo
En México, el corporativismo ha sido uno de los fenómenos históricos más importantes. El control de las corporaciones por el Estado permitió, hasta hace pocos años, la pervivencia del poder económico y de los privilegios de una oligarquía compuesta por clanes familiares conocidos desde la época colonial. También permitió largos momentos de paz, de estabilidad política y una cierta garantía de protección social. A través del estudio de las corporaciones es posible internarse en distintos momentos de la vida social mexicana; adentrarse en las estructuras emocionales y de pensamiento de los distintos grupos sociales y percibir sus intereses y deseos; advertir las conductas moldeadas por la autoridad y las formas populares de aceptación de las normas; tener acceso al contenido y las adaptaciones de los proyectos religiosos e ideológicos; en fin, sumergirse en un inmenso entramado de manifestaciones humanas.
A partir de la importancia histórica que tiene el estudio de este fenómeno, en este trabajo se intenta hacer una primera aproximación a su período de formación, al siglo XVI, momento en el cual el sistema corporativo se introduce y consolida en Nueva España, tomando para ello fuentes de primera mano como crónicas, cartas y documentos oficiales de la época y algunos de los numerosos estudios de caso sobre cabildos, cofradías, colegios y otros cuerpos sociales.
Como se trata de una vista de conjunto, este libro no se detiene en las variantes regionales y tampoco pretende ser exhaustivo; simplemente quiere proporcionar algunas reflexiones sobre las constantes sociales observadas en las distintas corporaciones, esperando que sean útiles para ahondar en el fenómeno del corporativismo y que contribuyan a su mejor comprensión. La historia es una ciencia social que, como cualquier otra ciencia, se desarrolla a partir de la crítica y la duda sistemática. Por lo tanto, toda propuesta de interpretación histórica, como ésta, es, en rigor, un ensayo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s